Pisto manchego con huevo poché y sal de jamón

Buenas gente!!! Aquí os traigo una receta super rica y como podréis ver muy vistosa!! De esas recetas que a uno se le cae la babica cuando ve la foto! 🤤

El otro día hice otra receta con pisto manchego, pero el tema está en que en mi casa somos dos, y resulta que hice pisto como para veinte! 🙂

De todas maneras el pisto manchego es muy socorrido y versátil. Se puede usar de mil maneras… Un entrante? Pisto manchego! Un plato principal? Pisto manchego! Una guarnición? Pisto manchego! Una infusión? Pisto manchego!! jejejeje

Como podéis ver, le he echado un par de huevos al asunto! jijijijiji

Vamos al lío!

Ingredientes

  • 1/2 pimiento rojo
  • 1/2 pimiento verde
  • 1/2 berenjena
  • 1/2 cebolla
  • 1 ajo
  • 2 huevos
  • 2 lonchas de jamón serrano
  • Cebollino picado para decorar u otra hierba

Elaboración

  1. Preparamos el pisto: primero se sofríen el ajo picado, luego cebolla, los pimientos y por último berenjena. El momento de echar cada ingrediente, es cuando haya cogido color.
  2. Vertemos el tomate y dejamos hacerse con la tapa durante media hora a fuego suave.
  3. Pasada media hora levantamos la tapa y dejamos otra media hora aproximadamente, también a fuego suave. Veremos como el tomate hace un suave chup chup. Acordaros ir dando vueltas al pisto.
  4. Para hacer los huevos poché: Cogemos papel film y cortamos un trozo de unos 10 cm de largo, con cuidado de que no se arrugue el film.
  5. Untamos de aceite un cuenco, para que se pueda despegar mejor el film. Este cuenco nos servirá de ayuda para colocar el huevo sin que se rompa. Adaptamos el film al cuenco y echamos el huevo. Cogemos de las esquinas y cerramos. Yo utilizo unas pinzas de plástico para cerrar el film.
  6. En un cazo con agua hirviendo, metemos los huevos 4 minutos. Cuando pasen los 4 minutos sacamos y ponemos los huevos en un recipiente con agua fría para cortar la cocción. Lo que queremos es que la yema esté sin cuajar, para favorecer el mojeteo con el pan 🙂
  7. Para la sal de jamón, ponemos las lonchas en un plato. Encima colocamos una hoja de papel sulfurizado, y encima otro plato para que haga peso. Metemos al micro durante un minuto a máxima potencia. Sacamos y estará crujiente el jamón. Picamos muy fino.
  8. Ha llegado la hora de emplatar. Ponemos el pisto, encima los huevos poché y coronamos con la sal de jamón. Nos ponemos un babero porque empezaremos a salivar de forma abundante y… a zampar!!

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*